Nantes

La aventura sin fin

Foto 1 Nantes Foto 2 Nantes Foto 3 Nantes Foto 4 Nantes Foto 5 Nantes Foto 6 Nantes Foto 7 Nantes Foto 8 Nantes

A orillas del río Loira, podrás saludar a la reina Ana de Bretaña en su castillo, ver cabecear palacetes, salir de compras a un monumento histórico y cabalgar en un elefante gigante antes de tomarte una copa en una fábrica. ¿No te lo crees? Nos vemos en Nantes, pues.

Una ciudad-sirena

Nantes, una ciudad anclada en el estuario del Loira, a 55 km del océano, se entiende en la confluencia del río con el océano. Su posición geográfica la ha convertido desde siempre en una ciudad de intercambio y comercio, abierta a todas las posibilidades. El castillo de los Duques de Bretaña recuerda que fue la capital histórica de Bretaña. Durante su edad dorada fue el primer puerto de Francia y eso aún se lee en las fachadas de los muelles. En la actualidad sigue siendo una ciudad en continua efervescencia donde la cultura brota por doquier.

Un palacio-fortaleza

Ana de Bretaña te da la bienvenida en la entrada de su castillo. Te sorprenderás de cómo contrastan el puente levadizo y las imponentes murallas con los edificios renacentistas. El castillo de los Duques de Bretaña fue reconstruido en el siglo XV sobre las bases de una primera fortaleza. Con ello, ganó refinamiento en general y, en particular, en las salas del Grand Logis y el Grand Gouvernement. Alrededor de los fosos nacen las calles del barrio de Bouffay: un laberinto adoquinado donde se halla la casa de Cambio del siglo XV, las residencias del siglo XVI (calle de la Judería) y construcciones del siglo XVIII.

Conoce sus muelles… secos

Retrocediendo en el tiempo, llegarás a la isla Feydeau… ¡Lástima que ya no sea una isla! En el siglo XVIII los mercaderes riquísimos construyeron sus palacetes decoraron las fachadas con mascarones que se iluminaban con el más mínimo rayo de sol. Tanto en la isla como en el muelle de la Fosse, verás que las casas de los armadores están ligeramente inclinadas. ¡Cómo iban a imaginarse los ricos mercaderes que su imperio tenía pies de barro… o, mejor, de arena!  Actualmente se ha detenido el avance de esta inclinación.

Una galería epatante

¡Es entrar en el Pasaje Pommeraye y trasladarse al siglo XIX! Esta es una de las galerías cubiertas más bonitas de Francia. Sus tres pisos reúnen vitrales, columnas de piedra y estatus en un ambiente deliciosamente antiguo y, sin embargo, muy dinámico. A escasos metros, junto a la ópera Graslin, se encuentra la mítica la brasería La Cigale y sus delirantes mosaicos.

Una locura genial

Railes, diques secos y grúas de los astilleros han vuelto a la vida en la isla de Nantes. En los hangares reconvertidos vive un fabuloso bestiario animado que conduce a un universo digno de Julio Verde, el hijo predilecto de la ciudad. Las Máquinas de la isla son fascinantes e ingeniosas y sorprenden a pequeños y mayores. Y si quieres, un elefante de 12 m te subirá a lomos y te dará un paseo por los muelles.

¿Lo sabías?

El recorrido del "Voyages à Nantes"

Desde el Lieu Unique hasta la punta oeste del barrio de Île de Nantes, Le Voyage à Nantes nos invita a descubrir, a lo largo de todo el año, una obra que surge al girar por una calle, un monumento histórico que aparece poco después... Cada verano, este itinerario se enriquece para ofrecer una mirada distinta sobre la ciudad. ¡Déjate guiar por la línea verde!

fans de Bretagne

Venga a compartir sus mejores fotos de Bretaña y cumplir con todos los fans de Bretaña en todo el mundo.

www.fans-de-bretana.com

Newsletter

Sigue conectado con Bretaña suscribiéndote a nuestra newsletter