El fest-noz, patrimonio mundial de la humanidad !

El fest-noz acaba de ser clasificado como patrimonio cultural inmaterial por la Unesco. ¡Con este premio a la « fiesta de la noche » bretona, se reconoce toda la cultura festiva de Bretaña!

Foto 1 El fest-noz, patrimonio mundial de la humanidad !

El 5 de diciembre de 2012, la Unesco inscribe el fest-noz como patrimonio mundial de la humanidad. ¿Qué es un fest-noz? Significa « fiesta de la noche » en bretón, ¡y es todo un ritual! Durante estas fiestas, centenares de personas, sin distinción entre generaciones, bailan juntas hasta el final de la noche sin importar si son principiantes o experimentados, todo el mundo encuentra fácilmente un hueco en esta ronda.

¡Del biniou a la música electro!

Son unos miles fest-noz los que se celebran cada año en Bretaña, entre los que destaca el festival Yaouank en Rennes, que reúne a miles de bailadores (bailarines o danzantes) cada año durante el mes de noviembre.  Yaouank, que significa « jóven » en bretón, nos enseña la increíble capacidad que tienen las tradiciones bretonas para siempre estar de actualidad. Hoy en día, los estilos musicales más tradicionales se mezclan con rock, jazz, o música electro. Y el biniou (la gaita bretona) o la bombarda se mezclan sin complejos con las percusiones africanas.

La convivialidad como marca de fábrica

Pero esto no significa que el fest-noz haya perdido algo de su esencia, hecha de convivialidad y encuentros, que se remonta a la época en la que Bretaña era todavía rural. Hasta los años 1930, todas las ocasiones eran buenas para reunir al pueblo y sus alrededores y organizar un fest-noz. Estas fiestas alternaban bailes en parejas y bailes colectivos en los que la muchedumbre se cogía de la mano.

Con el fest-noz se celebra a nivel internacional gran parte de la cultura y de los valores bretones, como por ejemplo las ganas de irse de fiesta juntos o la capacidad de preservar y modernizar las tradiciones.

Más información: Danza de Bretaña

Newsletter

Sigue conectado con Bretaña suscribiéndote a nuestra newsletter