© Alexandre Lamoureux
Erquy Un pueblo costero de gres rosa
Ver el vídeo

Erquy

Diez playas de arena fina, un puerto pesquero conocido por sus deliciosas vieiras, senderos para caminar y por supuesto el inimitable color del gres rosa… Erquy no carece de atractivos. ¡Caerás rendido a sus encantos!

Un pueblo costero de gres rosa

Visítala con amigos o en familia, a cualquier hora del día o en cualquier estación del año: Erquy muestra siempre sus encantos. Es el primer puerto pesquero de marisqueo y de pesca de la vieira de Santiago. Aquí todos viven al ritmo de las mareas. De noviembre a marzo, desde el parking cercano al dique seco los pescadores descargan los sacos de marisco antes de proceder a la subasta. Pasearse por las calles de gres rosa resulta muy agradable. Cuidado: el granito y el gres no son el mismo mineral. El gres es resultado de la superposición de capas de arena de hace 470 millones de años.

Amarillo en primavera y morado en verano

¿Sabías que las landas del cabo de Erquy están clasificadas como uno de los parajes naturales más destacados de la provincia? Dunas de arena, acantilados de gres rosa y una landa salvaje pintada de colores mutantes: si vienes por aquí a principios de primavera, verás el estallido amarillo de las flores de aliaga, pero si te acercas en junio descubrirás que es tiempo de brezo y de su morado característico.

Todos los sentidos alerta

Los colores de la flora, los aromas de la landa, los graznidos de las aves marinas… Activa la vista, el olfato y el oído para apreciar plenamente el cabo de Erquy. Se puede visitar a pie gracias a tres excursiones que salen del asentamiento prehistórico de Tu-es-Roc, al Norte del pueblo. Aquí verás las ruinas de una casa-fortín del siglo XVIII y un antiguo horno de balas. Una vez superado el cabo, continúa el paseo en dirección al Fuerte de la Latte por el sendero de los aduaneros. Allí descubrirás una sucesión de playas y de calas de las más bonitas de la costa Norte.

¿Lo sabías?

¡Es el poblado de Astérix!

Seguro que conoces el famoso poblado de los galos irreductibles. ¿Recuerdas que tenía tres piedras a lo ancho de un cabo bretón y una cantera? ¡Pues claro! ¡Es Erquy! Este lugar inspiró al dibujante Uderzo, que de niño solía pasar sus vacaciones aquí.

Web Oficial de Turismo de Bretaña