© Alexandre Lamoureux
10 ideas para pasear por el bosqueUn concentrado de naturaleza para recargar pilas

10 ideas para pasear por el bosque

Entre los numerosos bosques estatales de Bretaña, tienes donde elegir para dar un paseo estimulante entre árboles centenarios o recolectar setas. Podrás observar la fauna con ojos maravillados y aprovechar el suave perfume del sotobosque para reponer energías.

fort-de-gvre-renard-onf.jpg© ONF

Un concentrado de naturaleza para recargar pilas

Leyendas y árboles extraordinarios en el bosque de Brocéliande

El bosque de Brocéliande

Brocelianda es el bosque más extenso de Bretaña y constituye un auténtico paraíso para senderistas y amantes de la naturaleza. Podrás admirar especímenes como el roble de Guillotin, el castaño de Pas aux biches y el haya de Ponthus, todos de gran tamaño y belleza. Las hadas y los duendes vigilan el lugar, junto al mago Merlín y el hada Viviana que hechizan el bosque desde la noche de los tiempos.

 

Circuitos en el bosque de Brocelianda


Descubra el « Fontainebleau bretón » en Huelgoat

El bosque de Huelgoat

En el legendario bosque de Huelgoat, ¡es difícil no sentirse pequeño entre tantos gigantes de granito! Entre los bloques de forma redondeada que son la originalidad de este bosque, se encuentra la «Roche Tremblante» (la roca que tiembla) que pesa cerca de 137 toneladas y es la principal atracción cuando alguien consigue moverla. Otra roca, conocida como «la seta», forma parte también de este decorado plagado de leyendas que siguen muy vivas.

 

Circuitos en el bosque de Huelgoat

Circuito de los ciervos


A un paso de la ciudad

El bosque de Rennes

A las puertas de la capital bretona, se extiende una amplia zona forestal que hace las delicias de los senderistas y paseantes de la ciudad. Sus largas alamedas ofrecen una auténtica bocanada de aire fresco, a tan solo un paso de la ciudad. En el seno de este bosque de hayas, robles y pinos silvestres podrás apreciar una variada flora y fauna a la orilla de los estanques y arroyos que lo atraviesan.

 

Circuitos en el bosque de Liffré


Vista del Laïta

El bosque de Carnoët

Jinetes y paseantes comparten los senderos de este antiguo bosque real, bordeado por el río Laïta que llega hasta Quimperlé. Desde lo alto de un montículo rocoso llamado «Rocher Royal» (roca real), podrás contemplar una magnífica panorámica del río. Más adelante, encontrarás el Château de Carnoët donde, según cuenta la leyenda, vivía el «Barba Azul» de Cornualles.

Paseo de Lothea


Curiosos megalitos

El bosque de Fougères

Las hayas son dueñas y señoras de las 1700 hectáreas de este bosque estatal que alberga el Cordon des Druides (el cordón de los druidas), un alineamiento de unos cincuenta menhires. No lejos de allí, el corredor de la Pierre Courcoulée sostiene una imponente tabla partida en dos. Por otra parte, los Celliers de Landéan, unos pasadizos subterráneos sostenidos por arcos de piedra, aún conservan intacto su misterio.

 

Paseo de la Pierre Courcoulée


Recolecta de setas

El bosque de Beffou

¡No podemos hablar de paseos por el bosque sin mencionar la recolecta de setas! El bosque de Beffou, situado cerca de Belle-Isle-en-Terre, es el más elevado de Bretaña y te invita a ir en busca de setas, boletus y níscalos. Los gastrónomos se arman de navaja y canasta los miércoles, sábados, domingos y festivos de todo el año, y salen en busca de los más hermosos ejemplares.

 

Circuito en el bosque de Beffou


Ciclismo de montaña

El bosque de la Hunaudaye

¡El deporte es protagonista en el bosque de la Hunaudaye! La estación de ciclismo está situada en Jugon-les-Lacs y te invita a familiarizarte con la bicicleta de montaña en sus excursiones guiadas. Un recorrido de 15 o 26 km te permitirá disfrutar de la tranquilidad de los senderos arbolados de este bosque estatal y te conducirá a las ruinas medievales del Château de la Hunaudaye.

 

Circuito MTB


La «pequeña Suiza» bretona

El bosque de Quénécan

A un paso del lago de Guerlédan y de la abadía de Bon-Repos (del buen reposo) se encuentra un extenso conjunto forestal que es imprescindible visitar. En el corazón de este bosque, descubrirás la aldea Les Forges des Salles, antiguamente dedicada a la siderurgia, y que conserva intacto su patrimonio. Por el camino, encontrarás parajes naturales excepcionales en los que puedes detenerte a descansar, como el Saut du Chevreuil, el Breuil du Chêne y la cañada de Stand Er Ihruen. ¿Quieres vivir el espíritu del bosque de noche? ¡Ven y prueba una de las cabañas de Quénécan!

 

Circuito de Crêtes du Squel


Árboles de todo el mundo

El bosque de Gâvre

En el corazón de este bosque, heredado de los duques de Bretaña, se encuentran las siete hectáreas de extensión del arboreto de la Magdeleine, que te invita a descubrir diferentes árboles de todo el mundo. Paseando por sus caminos trazados, podrás admirar especies de Europa, de América y Asia. Continúa tu paseo por uno de los recorridos temáticos antes de hacer una parada en la Maison de la Forêt.

 

Actividades en el bosque de Gâvre


Lleyendas en la región de lossabotiers

El bosque de Camors

Numerosos sabotiers (fabricantes de zuecos) venían a buscar su materia prima a este bosque, situado en el norte de la región de Auray. El últimosabotierde Morbihan sigue teniendo ahí su taller. Existe una leyenda en este bosque según la cual un círculo de piedra al pie de un roble llamado «Bé-er-Sant» tiene el poder de ayudar a los niños a caminar. Con frecuencia pueden encontrarse allí zapatos de niño, fiel testimonio de que esta creencia continúa viva. ¿Quieres vivir una noche divertida y mágica? Ven a dormir a una cabaña colgada en un árbol en pleno valle de Pratmeur.

 

Circuito del agua

TAMBIÉN TE GUSTARÁ

Web Oficial de Turismo de Bretaña
Nuestras sugerencias